Ha sido una madrugada de infarto para todos los efectivos que se han tenido que emplear a fondo para apagar todos los fuegos que supuestamente se han provocado en el Port de Pollença. Las llamas se han tragado literalmente a tres embarcaciones que se han hundido y han dañado a otras dos. Eran las 2:30 de la madrugada cuando Bombers de Mallorca reciben el aviso de que en el Port de Pollença se había declarado fuego en varias embarcaciones e inmediatamente han activado el operativo de urgencia acudiendo el parque de bomberos de Alcúdia, un camión de Inca y un sargento.

LEER MAS: Mallorca confidencial