Codelse, la otra empresa implicada, es penalizada con 1.138 y podría perder el contrato que le otorga el mantenimiento de todas las alarmas municipales.

LEER MAS: Diario montañes