El fuego, para tranquilidad de numerosos vecinos confinados, no llegó a propagarse. La rápida intervención de los bomberos del Consorcio Provincial de Valencia, con la colaboración de la Policía Nacional y Local, impidió que se incendiara una cafetería de Burjassot ubicada en un bajo del edificio de la esquina de la calle Joaquín Navarro con la de la Dehesa. Entre las 9.30 y las 10 horas algunos vecinos de la zona advirtieron que del mencionado bar –obviamente cerrado durante estos días de cuarentena– salía humo e inmediatamente alertaron a la policía. Llegó al momento.

LEER MAS: Levante