Saltaron las alarmas en torno a las 14 horas de ayer en el barrio La Arena. Los Bomberos sofocaron un incendio en un primer piso en la calle Marques de Urquijo. La densa humareda, que salía de la ventana de la cocina de un primer piso, alertó a los viandantes que pusieron en conocimiento de los servicios de emergencia lo ocurrido.

A pesar de la llamativa cortina de humo, no se lamentaron daños personales. El inquilino, un joven de 34 años que se encontraba durmiendo cuando se originaron las llamas, consiguió salir de la vivienda junto a sus dos perros. Uno de los canes falleció horas más tarde. Además del Cuerpo de Bomberos, la Policía Local intervino para reorganizar el tráfico, que fue cortado durante el incendio, que en apenas una hora se dio por controlado. Aún se desconoce el origen de las llamas.

LEER MAS: El Comercio