Decenas de personas de los edificios colindantes han tenido que ser desalojados a causa del intenso humo.

LEER MAS: El Comercio