El día soleado y seco que hubo ayer pudo favorecer la propagación de las llamas en el incendio forestal que se registró a primera hora de la tarde en el lugar de Lourido, en la parroquia de Castrelo (Cambados). Se maneja la hipótesis de que pudo estar propiciado por una quema incontrolada. El responsable de la misma, J.M.V.G., de 62 años, fue evacuado al Hospital do Salnés. Fueron necesarios 12.000 litros de agua para sofocar las llamas.

LEER MAS: La Voz de Galicia