Un perro murió ayer en el incendio declarado en una vivienda ubicada en la calle Manacor de Palma. El edificio tuvo que ser desalojado parcialmente a causa del fuego localizado en un primer piso. A excepción del can, el domicilio se encontraba vacío. Los bomberos sofocaron las llamas y ventilaron el interior del inmueble.

LEER MAS: Diario de Mallorca