La Guardia Civil tuvo que desalojar este lunes en la localidad de Silleda un edificio de doce viviendas a causa del incendio declarado en una de ellas. Los hechos ocurrieron en torno a las ocho de la mañana en el edificio con el número 25 de la calle Progreso. En el piso en el que se originó el fuego -el segundo A- se encontraban una pareja y su hijo, menor de edad. El humo alertó a los ocupantes de la vivienda, que abandonaron inmediatamente el inmueble por su propio pie y avisaron a los servicios de emergencia.

LEER MAS: La Voz de Galicia